¿Qué es una indemnización de seguro?

Ejemplo de seguro de indemnización

La compra de una propiedad es probablemente la mayor transacción que haremos en nuestra vida, y no está exenta de riesgos. Naturalmente, esta combinación hace que todo el proceso sea increíblemente estresante… ¡y eso antes de pensar en empacar todas sus pertenencias!

Para ayudar a aliviar parte de la ansiedad asociada a la venta de una propiedad, las compañías de seguros ofrecen algo llamado seguro de indemnización de la propiedad (a veces denominado seguro de indemnización del edificio). Estas pólizas ofrecen protección contra una serie de riesgos y es posible que su agente inmobiliario le recomiende que contrate una para cubrir un determinado asunto.

El problema al que se enfrentan los compradores y vendedores es que puede ser la primera vez que oyen hablar del seguro de indemnización, por lo que naturalmente tendrán preguntas que necesitan respuesta, que es donde entra este post.

Por ejemplo, digamos que usted contrata una póliza de seguro de indemnización por doble acristalamiento porque el vendedor no tiene el certificado FENSA requerido. Dicha póliza le cubriría las pérdidas si la autoridad local le exige que retire las ventanas, pero no le cubriría la instalación de un nuevo doble acristalamiento para sustituirlas.

¿Qué significa la indemnización en los seguros?

La indemnización es la promesa de una parte de compensar a otra por posibles pérdidas o daños. La indemnización es el acto de compensar a otra parte después de que se haya producido una pérdida. En un contrato de indemnización, el indemnizado está protegido de la responsabilidad y el indemnizador exime al indemnizado.

¿Por qué necesito un seguro de indemnización?

En términos más básicos, el seguro de indemnización es una protección contra los costes asociados a los problemas ya señalados con una propiedad que está a punto de comprar. La definición de indemnización del diccionario nos dice mucho: seguridad o protección contra una pérdida u otra carga financiera.

¿Cuál es un ejemplo de indemnización?

Un ejemplo común de indemnización se produce en relación con las transacciones de seguros. Esto suele ocurrir cuando una compañía de seguros, como parte de la póliza de seguro de un individuo, se compromete a indemnizar a la persona asegurada por las pérdidas en las que ésta haya incurrido como resultado de un accidente o de daños a la propiedad.

Seguro de coche de indemnización

La compra de una propiedad es probablemente la mayor transacción que realizaremos en nuestra vida, y no está exenta de riesgos. Naturalmente, esta combinación hace que todo el proceso sea increíblemente estresante… ¡y eso antes de pensar en empacar todas sus pertenencias!

Para ayudar a aliviar parte de la ansiedad asociada a la venta de una propiedad, las compañías de seguros ofrecen algo llamado seguro de indemnización de la propiedad (a veces denominado seguro de indemnización del edificio). Estas pólizas ofrecen protección contra una serie de riesgos y es posible que su agente inmobiliario le recomiende que contrate una para cubrir un determinado asunto.

El problema al que se enfrentan los compradores y vendedores es que puede ser la primera vez que oyen hablar del seguro de indemnización, por lo que naturalmente tendrán preguntas que necesitan respuesta, que es donde entra este post.

Por ejemplo, digamos que usted contrata una póliza de seguro de indemnización por doble acristalamiento porque el vendedor no tiene el certificado FENSA requerido. Dicha póliza le cubriría las pérdidas si la autoridad local le exige que retire las ventanas, pero no le cubriría la instalación de un nuevo doble acristalamiento para sustituirlas.

Compañía de seguros de indemnización

El término seguro de indemnización se refiere a una póliza de seguro que compensa a un asegurado por ciertos daños o pérdidas inesperadas hasta un determinado límite, generalmente el importe de la propia pérdida. Las compañías de seguros proporcionan cobertura a cambio de primas pagadas por los asegurados.

Estas pólizas suelen estar diseñadas para proteger a los profesionales y propietarios de empresas cuando se les considera culpables de un hecho concreto, como un error de juicio o una mala praxis. Suelen adoptar la forma de una carta de indemnización.

El seguro de indemnización es una forma complementaria de seguro de responsabilidad civil específica para determinados profesionales o proveedores de servicios. Los profesionales del seguro proporcionan asesoramiento, experiencia o servicios especializados. También conocido como seguro de responsabilidad profesional, el seguro de indemnización no se parece en nada a la responsabilidad general u otras formas de seguro de responsabilidad comercial que protegen a las empresas contra reclamaciones por daños corporales o materiales.

Al igual que cualquier otro tipo de seguro, el seguro de indemnización cubre los costes de una reclamación de indemnización, incluidos, entre otros, los costes judiciales, los honorarios y los acuerdos. La cantidad cubierta por el seguro depende del acuerdo específico, y el coste del seguro depende de muchos factores, incluido el historial de reclamaciones de indemnización.

Qué es el seguro de indemnización por daños y perjuicios

Si se detiene a pensar por un momento, ¿por qué alguien se remite a un contrato? Es, por desgracia, cuando surge un problema. Dependiendo de cuál sea el problema, pueden entrar en juego diferentes artículos del contrato. Por eso, antes de firmar cualquier contrato, es mejor entender de qué trata cada artículo y cómo puede afectar a tu capacidad para realizar el trabajo. Vamos a profundizar en uno de los artículos -la indemnización-, ya que este artículo aparece en casi todos los contratos de una forma u otra.

La indemnización es un misterio para la mayoría de los contratistas: qué hace y, cuando se aplica, por qué tienen que pagar por la negligencia de otra persona y la consiguiente responsabilidad. Simplificando, indemnización significa “quién paga, por qué y cuándo”. En primer lugar, algo de nomenclatura: si usted es un contratista que ha firmado un contrato con el propietario o el contratista general, normalmente debe indemnizar al propietario y posiblemente a otras partes (es decir, pagar por las responsabilidades); usted es el “indemnizador”. El Propietario (y otras partes, si las hay) es el “Indemnizado”.

Entradas relacionadas

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos.Más información
Privacidad